¿Qué gusto tiene la sal? A un año de la partida de Carlitos Balá recordamos su amor por Mar del Plata

En un triste día para el mundo del entretenimiento, el 22 de septiembre de 2022, nos despedimos de una verdadera leyenda. Carlitos Balá, el querido humorista que durante más de seis décadas dedicó su vida a hacer reír a los niños, falleció hace un año a la edad de 97 años. Con su inigualable energía y carisma, Balá dejó una huella imborrable en la radio, la televisión, el cine, el circo y el teatro. Su legado perdurará en el corazón de todos los que amamos y disfrutamos de su inigualable talento.

Este querido humorista, conocido por su inigualable capacidad para hacer reír a los niños, tenía una hermosa relación con la ciudad de Mar del Plata. A lo largo de su exitosa carrera, Balá dejó una huella imborrable en esta localidad costera, donde cautivó a generaciones enteras con sus actuaciones en teatros y espectáculos.

Carlitos marcó toda una época del espectáculo para los niños y durante cada verano elegíó Mar del Plata como escenario de innumerables éxitos. En la icónica Carpa Multicolor, Balá encabezaba su tradicional show con la participación de malabaristas, equilibristas, patinadores, contorcionistas, juegos y entretenimientos.

Precisamente, el 23 de enero de 2018, por iniciativa del EMTur Carlitos Balá volvió al emblemático lugar acompañado por su familia para ser homenajeado por la ciudad que lo vió actuar y descubrir en su lugar una placa conmemorativa en la ahora denominada Plaza del Milenio, donde solía emplazarse dicha Carpa Multicolor.

Mientras sonaban los acordes de “Aquí llegó Balá”, marplatenses y turistas cantaban y vitoreaban al gran actor, y en ese marco repleto de emoción Carlitos fue recibido por la gente que siempre lo quiso. Quienes estuvimos presente en el lugar lo recordamos como si fuese ayer.

Carlitos Balá preguntó a los marplatenses y turistas “¿Qué gusto tiene la sal?” y, acto seguido, se mostró emocionado y agradecido. Destacó que “durante muchos años en enero y febrero estuve trabajando acá con muchas ganas, y siempre elegí Mar del Plata porque es una ciudad que adoro. De hecho la frase “¿Qué gusto tiene la sal?” nació acá, hablando con un niño mientras mirábamos al mar”.

“A mí me merece la misma admiración una persona que quinientas, porque yo saludo de igual forma a un barrendero que al Presidente de la Nación. No me olvidaré jamás de este homenaje”, continuó Balá, y agregó que para él la temporada de ese verano estaba “un kilo y dos pancitos”.

Balá  tuvo un romance especial con la ciudad de Mar del Plata a lo largo de su vida. Durante más de seis décadas, eligió esta hermosa localidad costera como escenario para sus presentaciones y como lugar de descanso durante la temporada veraniega.

Durante los meses de enero a mediados de marzo, Balá y su esposa, Marta, solían instalarse en su departamento en el edificio Havanna, desde donde disfrutaban de las maravillas de la ciudad. Playa Grande era uno de sus lugares favoritos, donde se podía encontrar paseando por la arena, interactuando con la gente y recibiendo muestras de cariño por parte de sus fans. La icónica Carpa Multicolor, frente a la rambla del Casino, era el escenario donde encabezaba su tradicional espectáculo, lleno de diversión y entretenimiento para toda la familia.

Además de su trabajo en el ámbito del espectáculo, Balá también formaba parte de la cartelera de espectáculos de Mar del Plata, brindando su talento y alegría a los visitantes y residentes de la ciudad. Durante sus estadías, aprovechaba para deleitarse con la gastronomía local, especialmente los mariscos frescos provenientes del puerto.

Mar del Plata siempre ocupó un lugar especial en el corazón de Carlitos Balá, quien encontraba en sus visitas una conexión especial con el público y una fuente de gratificación al recibir muestras de cariño y anécdotas compartidas por sus admiradores. Aunque ya no esté físicamente presente, su legado y su amor por Mar del Plata perdurarán en la memoria de aquellos que tuvieron la suerte de disfrutar de su compañía y talento.

NMDQ