El Torreón del Monje, un ícono de Mar del Plata

El Torreón del Monje, un ícono de Mar del Plata

El Torreón del Monje es uno de los mas importantes referentes edilicios de la ciudad de Mar del Plata que hace a la identidad paisajista en un marco oceánico. Es, además, un testigo extraordinario del tiempo social turístico y cultural de la ciudad.

Hoy, gerenciado por la familia marplatense Parato, cuenta con servicios de gastronomía y turismo en sus salones dentro del castillo o en sus diversos aterrazados todos frente al mar.  Seguramente, has vivido allí alguna experiencia incomparable, pero ¿Sabías que tiene una hermosa leyenda?

Torreón del Monje – La Historia from Torreón del Monje on Vimeo.

LA LEYENDA DEL TORREÓN DEL MONJE

Dichos de época indican que la leyenda fue encontrada en un cofre por un picapedrero italiano entre las rocas cercanas al Torreón. En él había un plano, el manuscrito, y cincuenta monedas antiguas.

Cuenta la leyenda que hacia fines del siglo XVII existía una fortaleza construida sobre Punta Piedras, por el Padre Ernesto Tornero perteneciente a la Orden de los Calvos.

En esa torre vivió el soldado Alvar Rodríguez, quien protegía la fortaleza y mantenía relaciones amistosas con los indígenas que provenían de la vecina Reducción del Lago (Laguna de los Padres). Así conoció a Mariña, una hermosa india con quien comienza a frecuentarse y nace un apasionado romance, el cual causaría el enojo del cacique Rucamará, quien también pretendía a Mariña.

Rucamará decide entonces asaltar la fortaleza con el objetivo de apoderarse a la fuerza de la hermosa india. Su ataque tiene éxito y se atrinchera en el Torreón. Pero el soldado logra escapar y promete volver a rescatar a Mariña y recuperar la Torre.

Tras varios asaltos fallidos con sus fuerzas aliadas, Alvar Rodríguez, recurre entonces a una joven india llamada Nalcú, que había sido desplazada por el Cacique y estaba dispuesta a traicionarlo. Nalcú visitó al cacique y con una poción lo adormeció, a él y a Mariña. Entonces pactó con los españoles para que atacasen a la fortaleza. En medio del ataque Rucamará reacciona y toma a Mariña sobre su corcel emprendiendo la huida, Rodríguez inicia su persecución y al verse acorralado el cacique montando a caballo, se arroja al mar con su amada desde lo alto de la barranca.

El soldado recupera el fuerte al precio de perder a su amor y así vivirá encerrado en la Torre por el resto de sus días convertido en Monje.

Foto: Marcelo Pérez Peláez
Foto: Marcelo Pérez Peláez

“Se cuenta que en noches de luna llena se oye el galopar de un caballo y se ve en lo alto de la torre la figura de una hermosa mujer morena vestida de blanco”.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por NoticiasMDQ (@noticiasmdq)

Mas información sobre el Torreón: https://torreondelmonje.com.ar/

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *