Desde Río Negro, Das Neves volvió a desafiar a Kirchner

mariodnAnte 2000 rionegrinos, en General Conesa, el gobernador de Chubut, Mario Das Neves, habló del accionar de la «dirigencia corrupta y entreguista» y exhortó a la ciudadanía a decir «basta a la extorsión y a los aprietes». (Foto: Mario Das Neves)
Un nuevo acto político tuvo lugar esta tarde en la localidad de General Conesa, en el que cerca de 2000 rionegrinos -provenientes de localidades vecinas como San Antonio Oeste, Viedma y Sierra Grande- fueron el caluroso auditorio de un discurso que marcó la tercera posición entre el oficialismo y la oposición.
«¡Es hora de que la Patria le diga basta a la extorsión y sí al trabajo y a la dignidad»!, fueron las palabras encendidas del gobernador de Chubut, frente a un público entusiasta.
«¿Es correcto que, en democracia, hoy se persiga y se apriete y se extorsione a miles de peronistas por no pensar como piensa el Poder?», se preguntó Das Neves y dijo «eso no lo vamos a permitir los peronistas, estemos donde estemos. El justicialismo no le pertenece a nadie en particular. Bien lo dijo el General Perón; ‘el único heredero es el pueblo’ y el pueblo somos todos nosotros», remarcó Das Neves.
Pidió también: «¡Basta de llamados telefónicos!, ¡basta de la utilización de la chequera! ¡Basta de apretar y extorsionar a los que no piensan igual!. ¡Basta de aquellos dirigentes que se la pasan en los estudios de TV, tratando de construir candidaturas enlatadas, lejos de las necesidades y del consentimiento del pueblo! ¡Al pueblo hay que escucharlo y hay que decirle la verdad! ¡Nos cabe a todos, al oficialismo y a la oposición, a nivel provincial y a nivel nacional! ¡Hay que dejar de lado un poco a la enciclopedia, a los consultores, a los que dicen ‘sonría de esta manera, actúe de esta manera'» y, por contraposición, advirtió: «Nosotros venimos trabajando con la verdad».
«A este país lo arreglamos entre todos, peronistas y no peronistas pero sin la dirigencia corrupta y entreguista que le sigue haciendo daño a la gente», expresó.