Manejaba borracho y de forma temeraria en la Ruta 2: Una tragedia evitada por un conductor valiente

En medio del caos del éxodo turístico por el fin de semana largo, un automovilista puso en peligro la vida de numerosos viajeros al manejar borracho y de manera temeraria en la transitada Ruta 2. Lo que pudo haber sido una tragedia se convirtió en una historia de valentía y acción rápida.

Todo comenzó cuando el conductor de un colectivo Plusmar, alertado por las maniobras erráticas y agresivas de un Volkswagen Gol, decidió tomar cartas en el asunto y reportar la situación a las autoridades. El chofer advirtió el peligro inminente en pleno kilómetro 70 de la ruta, donde miles de turistas regresaban a sus hogares desde Mar del Plata y la Costa Atlántica hacia el Área Metropolitana de Buenos Aires.

Gracias a la pronta acción del chofer y a la colaboración de la Policía Vial de la Provincia de Buenos Aires, se inició una persecución para detener al irresponsable conductor. A pesar de sus intentos de escapar durante varios kilómetros, finalmente fue interceptado y detenido.

Un test de alcoholemia confirmó las sospechas: el conductor manejaba bajo los efectos del alcohol, con una alarmante concentración de 1,13 gramos por litro de sangre. Este incidente deja en evidencia los peligros de conducir en estado de embriaguez y la importancia de los controles viales para prevenir tragedias.


El director ejecutivo de la Agencia Nacional de Seguridad Vial (Ansv), Pablo Martinez Carignano, enfatizó la importancia de la colaboración ciudadana y destacó el papel fundamental del chofer del colectivo en la prevención de una tragedia. Su rápida reacción y su compromiso con la seguridad vial demostraron que todos podemos ser parte de la solución.

Este incidente sirve como un recordatorio de la responsabilidad individual al volante y la necesidad de tomar decisiones responsables. La conducción temeraria y bajo los efectos del alcohol pone en riesgo no solo la vida del conductor, sino también la de todos los demás usuarios de las vías.

En un fin de semana largo marcado por el éxito del sector turístico en Mar del Plata y la Costa Atlántica, esta historia resalta la importancia de tomar conciencia sobre la seguridad vial y la necesidad de respetar las normas para garantizar viajes seguros.

La valentía del chofer del colectivo y la pronta actuación de las autoridades evitaron una tragedia en la Ruta 2. Este incidente nos recuerda que la seguridad vial es responsabilidad de todos, y que solo a través de la colaboración ciudadana y el cumplimiento de las normas podremos garantizar un tránsito seguro para todos los argentinos.

NMDQ