¿Paro de Municipales? Intendente de Mar del Plata de vacaciones y posible falta de pago de sueldos generan preocupación

El intendente de Mar del Plata, Guillermo Montenegro, ha dejado la ciudad para disfrutar de sus vacaciones, mientras que la intendente interina, Liliana Gonzalorena, habría incurrido en una grave irresponsabilidad al no garantizar el depósito de los sueldos de los trabajadores de administración central de la municipalidad del Partido de General Pueyrredon. Esta situación, de confirmarse, es preocupante,  ha generado un gran malestar entre los empleados y podría llevar al Sindicato de Trabajadores Municipales (STM) a considerar la posibilidad de llevar a cabo un paro como medida de protesta.

Según información proporcionada por el periodista marplatense Marcelo Marcel a través de su cuenta de Twitter, utilizando el hashtag #DesgestionGonzalorena, los sueldos correspondientes al mes de octubre no habrían sido acreditados a los empleados de la administración central de la municipalidad. Esta presunta falta de pago es un hecho de suma gravedad que reflejaría una irresponsabilidad por parte de la intendente interina, quien tenía la responsabilidad de asegurar que los trabajadores recibieran sus haberes en tiempo y forma.

De confirmarse esta situación, sería un papelón en la gestión de Gonzalorena durante su breve período como intendenta interina. Se esperaba que ella mantuviera la continuidad administrativa y la estabilidad institucional en ausencia del intendente Montenegro.

La no acreditación de los sueldos afectaría directamente a los empleados municipales, generando justificada indignación y aumentando la posibilidad de que el STM decida llevar a cabo medidas de protesta, como un paro, en respuesta a esta presunta falta de responsabilidad por parte de la intendente interina.

Este posible episodio expone la falta de planificación y la falta de compromiso por parte de la intendente interina, quien, de ser confirmada la falta de pago, demostraría no estar a la altura de las circunstancias y no ser capaz de garantizar el correcto funcionamiento de la administración municipal en ausencia del intendente titular.

Ante esta situación, sería necesario que las autoridades tomen cartas en el asunto de manera inmediata y solucionen el problema del posible impago de los sueldos de los trabajadores afectados. Además, se espera una explicación por parte de la intendente interina y se exige que se tomen medidas para evitar que este tipo de incidentes se repitan en el futuro.

La falta de gestión y el incumplimiento de responsabilidades por parte de las autoridades municipales no pueden ser tolerados, ya que afectan directamente a los trabajadores y perjudican el normal funcionamiento de la ciudad. Sería fundamental realizar una evaluación exhaustiva de la gestión de Gonzalorena y tomar las medidas necesarias para evitar que este tipo de situaciones se repitan en el futuro.

Es importante destacar que nadie discute la necesidad de que el intendente Montenegro descanse después de un año difícil, especialmente debido a la intensa campaña electoral en la que resultó reelecto. Sin embargo, situaciones como la presunta falta de pago de los sueldos de los trabajadores administrativos de la municipalidad evidencian cierto grado de improvisación en su gestión. Aunque es comprensible que se tomen licencias y se deleguen responsabilidades, es fundamental que exista una planificación adecuada y un equipo de trabajo que garantice el correcto funcionamiento de la administración municipal en ausencia del intendente titular. 

Ampliaremos la información a medida que se desarrollen los acontecimientos y se obtengan más detalles sobre esta eventual irregularidad administrativa. 

NMDQ