Candidatos a intendente: el debate encendido que sacudió a Mar del Plata

Foto: Canal 8 Mar del Plata

Anoche se llevó a cabo el último debate televisivo previo a las elecciones generales del próximo domingo, en el que participaron los cuatro principales candidatos a intendente de General Pueyrredon: Fernanda Raverta (Encuentro Marplatense), Guillermo Montenegro (Juntos por el Cambio), Rolando Demaio (La Libertad Avanza) y Rosa Mauregui (Frente de Izquierda).

El #debatefinal8, transmitido en vivo por Canal 8, contó con exposiciones de cada postulante sobre sus propuestas de gestión, así como también un espacio de preguntas por parte de periodistas y otro de «debate libre». Desde un primer momento, quedó en evidencia la fuerte polarización existente entre Montenegro y Raverta.

La candidata del Frente de Todos, Fernanda Raverta, aseguró que «Mar del Plata hoy está peor que hace 4 años» bajo la gestión de Montenegro. Prometió ser la intendenta «que encuentre soluciones» a problemáticas como la falta de trabajo, la falta de atención en salud y el deficiente transporte público. También anunció obras como un hospital tripartito y la construcción de un nuevo muelle portuario.

Desde la vereda opuesta, el intendente Montenegro replicó duramente a Raverta. La acusó de «hablar mucho de obras pero que esa plata es de los vecinos, no del presidente ni del gobernador». Recordó además que los proyectos anunciados por ella ya habían sido presentados por la municipalidad. «¿Algún ministro puede decir que faltó algún proyecto o llamada nuestra?», cuestionó.

Por su parte, Rolando Demaio (LLA) propuso una «reforma del Estado municipal», disminuyendo su tamaño en un 30%, para destinar esos recursos a centros de salud y patrulleros. También impulsó la idea de «kirchnerismo o libertad» para Mar del Plata.

Finalmente, Rosa Mauregui (FIT) planteó la creación de planes de viviendas, la estatización del transporte público y el rechazo a la exploración off-shore frente a las costas marplatenses. Denunció además la «criminalización» del reclamo por tierras en los barrios carenciados.

El debate televisivo fue organizado por Canal 8 Mar del Plata y tuvo una duración aproximada de dos horas. Los candidatos llegaron puntualmente acompañados de sus asesores y se prepararon para el debate, evidenciando la importancia que le otorgaban a este evento clave en la campaña electoral.

El debate se dividió en dos bloques principales: Gobierno y Futuro. En el bloque de Gobierno, moderado por los periodistas Daniel Álvarez y Paula Macchi, se discutieron temas de gran relevancia para la ciudad, como la seguridad, las obras públicas, el empleo, la salud y la relación entre el municipio, la provincia y la nación.

Durante este primer bloque, hubo momentos de tensión y confrontación entre los candidatos. Se generaron discusiones acaloradas en torno a temas específicos, como las «boletas truchas de Milei», el «delito de la toma de tierras» y la «exploración offshore». Estos temas sensibles generaron fuertes opiniones y posturas encontradas entre los candidatos.

 

En el segundo bloque, el tono del debate bajó y los candidatos tuvieron la oportunidad de presentar sus proyecciones para la ciudad que desean gobernar a partir del 10 de diciembre. Después de las intervenciones de los candidatos, se unieron al debate los cuatro periodistas que condujeron la previa al debate: Martín Dantas, Gabriela Azcoitía, Mariano Suárez y Julieta Ramella. Estos periodistas formularon preguntas a los candidatos, generando un intercambio de ideas y propuestas.

Durante este segmento, Rolando Demaio habló sobre cómo gestionaría la conflictividad social y propuso la creación de una secretaría de Capital Humano para la educación municipal a través de vouchers. Fernanda Raverta explicó su enfoque de trabajo con la industria TICS y presentó sus planes de salud para Mar del Plata y Batán, incluyendo un hospital tripartito y un centro de salud mental para adolescentes. Guillermo Montenegro detalló cómo gestionaría las obras públicas con recursos municipales y mencionó sus planes para Sierra de los Padres, enfocándose en resguardarla y proporcionar la infraestructura necesaria. Rosa Mauregui abordó el tema del déficit habitacional y propuso soluciones para regular el mercado de alquileres e inmobiliarios, así como la preservación del ambiente y la propuesta de un mar libre de exploración offshore como un proyecto para pagar las deudas del FMI.

Quedó así evidenciada la fuerte dicotomía electoral en Mar del Plata entre el oficialismo y la oposición conformada por Encuentro Marplatenses. Mientras tanto, Demaio y Mauregui representaron posturas más extremas en materia económica y ambiental. El próximo domingo se definirá cuál de estas visiones tendrá el apoyo de los marplatenses.

El debate final de los candidatos a intendente por Canal 8 fue un evento cargado de propuestas, cruces y tensión. Los candidatos tuvieron la oportunidad de exponer sus planes para la ciudad y debatir sobre temas clave para los marplatenses. Ahora, será el turno de los ciudadanos de Mar del Plata de decidir cuál de estas visiones y propuestas recibirán su apoyo en las elecciones generales, que se llevarán a cabo el próximo domingo. Felicitaciones al equipo de Canal 8 por la realización de este fundamental debate. 

NMDQ