El desafortunado árbol de Navidad en Mar del Plata que se convirtió en un papelón nacional

Una polémica estructura decorativa en Diagonal Alberdi y la costa provocó hace unos años burlas y memes en todo el país.

Mar del Plata, conocida por su belleza y encanto, se vio envuelta en un verdadero papelón nacional durante la Navidad del año 2016. El Ente Municipal de Servicios Urbanos (Emsur) decidió instalar un árbol de Navidad que rápidamente se convirtió en objeto de burlas y críticas en todo el país.

La estructura, ubicada en Diagonal Alberdi y la costa, dejó a todos perplejos por su diseño cuestionable y su aparente falta de buen gusto. Una estructura cónica de hierro, cubierta por una especie de media sombra verde, adornada con elementos en color blanco y rojo, rápidamente se ganó el título del árbol de Navidad más desafortunado en la historia de la ciudad.

El árbol fue objeto de comentarios mordaces y burlas en las redes sociales, donde rápidamente se viralizaron los memes comparándolo con un cohete espacial, un bonete e incluso una carpa. La falta de espíritu navideño que transmitía esta «obra» generó malestar e incertidumbre en los habitantes de Mar del Plata, quienes no podían creer la falta de buen gusto y la aparente falsa austeridad que representaba este árbol de Navidad.

;

La imagen del árbol se hizo eco en los medios nacionales, convirtiéndose en un símbolo del mal gusto y la falta de criterio en la decoración navideña. Los periódicos y programas de televisión no tardaron en hacer eco de las burlas y memes que circulaban por todas partes, convirtiendo a Mar del Plata en el centro de atención en la previa del verano.

A pesar de la controversia y el ridículo que el árbol de Navidad generó, los marplatenses demostraron su espíritu festivo y su capacidad para superar este desafortunado episodio. La temporada de verano comenzó sin problemas y la ciudad continuó ofreciendo su belleza natural y sus atractivos turísticos a los visitantes.

Aunque el nombre del responsable de esta «obra» nunca fue revelado, el árbol de Navidad en Diagonal Alberdi y la costa quedó grabado en la memoria de todos como un triste ejemplo de mal gusto y falta de criterio en la decoración navideña. Sin embargo, Mar del Plata demostró una vez más su capacidad para reírse de sí misma y seguir adelante con alegría y entusiasmo.

NMDQ